Uribe pide “acuerdo ya” pero con “modificaciones de fondo”

Uribe pide “acuerdo ya” pero con “modificaciones de fondo”

El titular del editorial del rotativo estadounidense era “El hombre que bloquea la paz en Colombia” e instaba a Uribe a empezar a comportarse como un “hombre de Estado” y a tener un “papel constructivo” para no bloquear la paz.

Para un próximo encuentro entre Santos y Uribe, se estableció que se llevará a cabo un punto medio de contacto entre el ex comisionado de paz Camilo Gómez, y por parte del Gobierno, con el Ministro de Defensa Luis Carlos Villegas.

Lo que en realidad parece molestar al antiguo mandatario es el surgimiento de una fuerza legal de carácter progresista, que venga a complementar el escenario político en un país que durante largo tiempo estuvo bajo el control alternativo de los conservadores y los liberales, dueños casi absolutos del poder y representantes del gran capital. También aseguró, sin prueba alguna, que el acuerdo afectaría al sector privado.

Esta semana, Santos anunció que su gobierno empezaría muy pronto las pláticas de paz con el segundo grupo rebelde más grande del país, el Ejército de Liberación Nacional (ELN) en Ecuador. Después del plebiscito, Uribe hizo una serie de peticiones poco realistas sobre el acuerdo con las Farc, como deshacerse del sistema de justicia transicional y del tribunal especial al corazón del acuerdo. “Sus afirmaciones (las del periódico) constituyen una ofensa para los millones de colombianos que nos opusimos a un acuerdo (de paz) que daba impunidad total a los autores de delitos de lesa humanidad y los premiaba con participación política“, señala el partido. El tribunal ofrecería amnistía a los combatientes de mayor rango y castigaría con benevolencia a los guerrilleros que confesaran crímenes graves. “Las FARC están abiertas a buscar soluciones a este impasse que se ha presentado”, manifestó el jefe guerrillero sobre la consulta popular durante la entrevista divulgada hoy.

“Les dije que por ningún motivo, que todos quedaban ratificados y que por el contrario, los necesitaba más que nunca en este proceso de escuchar a los que votaron NO así como también dialogar con los que votaron SI para ver cómo llegamos a los acuerdos”, resaltó Uribe. Por ejemplo, las Naciones Unidas han comenzado a mandar equipos de observadores, quienes tendrán que monitorear que el acuerdo se cumpla y para recibir las armas de los rebeldes.

Márquez se comprometió a “hacer hasta lo imposible” por mantener el cese bilateral al fuego y para “salvar el acuerdo final firmado en Cartagena“. “Si eso pasara, Álvaro Uribe sería a quien tendríamos que culpar”, concluye el texto.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>